15 de Abril
1817
El Director Pueyrredón decreta una medalla al ejército ven¬cedor en Chacabuco.

1820
El almirante Cochrane escribe a San Martín, manifestán¬dole que nada se adelantaría en la preparación de la expedición si él personalmente no se trasladaba a Valparaíso. «Nada se necesita en éste ?alude al puerto de Valparaíso? sino la presencia de V. E. con la fuerza que podrá embarcarse en los transportes que hay en éste y aun en los buques de guerra».

1849
Desde Boulogne-Sur-Mer, San Martín contesta al mariscal Castilla su carta del 13 de Enero: «El inminente peligro que amenazaba a la Francia (en lo más vital de sus intereses), por los desorganizadores partidos terroristas, comunistas y socialistas, todos reunidos con el único objeto de desquiciar, no sólo el orden y civilización, sino también la propiedad, religión y familia, han contribuido muy eficazmente a causar una reacción formidable en favor del orden: así es que se esperan con confianza las próximas elecciones de la Asamblea legislativa, que no sólo afirmarán la seguridad de la Francia, sino que influirá con su ejemplo en el resto de la Europa, la que continúa con agita-ciones y complicaciones que sólo el tiempo podrá calmar».

«Usted verá por los papeles públicos terminada la guerra del Piamonte con el de Austria en la campaña de cuatro días, y la abdicación del Rey Carlos Alberto, acaecimiento que no tiene ejemplo en la his¬toria. El Emperador de Austria sostiene la sangrienta guerra con la Hungría, con alternativas dife-rentes, pero la cooperación de Rusia en favor del primero hará inclinar la balanza por la fuerza numérica. Las hostilidades han dado principio entre la Dinamarca y la Alemania, y esta última sigue tocando inmensas dificultades para reunir un centro común que dé impulso a la diversidad de intereses encontrados de tantos y tan desiguales Estados de que se compone esa Federación».

«La confianza empieza a manifestarse: sin embargo, se cree con fundamento que aún debe transcurrir largo tiempo antes de poder cicatrizar las heridas que la última revolución ha causado en la propiedad, industria y comercio de este país».

1924
Fallece en Brunoy, doña Josefa Balcarce y San Martín de Gutiérrez Estrada, a la edad de 88 años. Antes de fallecer dio principio al asilo de ancianos que existe en Brunoy y que hoy lleva su nombre. Falleció sin dejar descendencia.