13 de Agosto
1834
Desde Londres, el Ministro Dr. Manuel Moreno, contesta a San Martín su carta del 30 de Julio en la que trata de desvirtuar las imputaciones que se le han formulado y transcribe la carta que escribió a D. Casimiro Oloneta, ministro de Bolivia en Paris, la que por cierto, difiere substancialmente de la que el último le envió párra-fos aproximados a los que según él contenía a carta de Moreno, pues la había destruido en la época que San Martín le pidió copia de su contenido. Según la que le remitio el Dr. Moreno, al hacer alusión al punto que interesaba, decía textualmente: Se dice aquí que el general San Martín ha ido a Madrid privadamente; lo que es bien extraordinario; y sólo observo que el general hace como dos meses no escribe a su familia por conducto de esta legación, como sabia hacerlo. En definitiva, el Dr. Moreno negó terminantemente el haber propalado la canallezca noticia sobre el viaje de San Martín a España con el objeto de lograr el reconocimiento por parte de este país de la independencia de los estados americanos a trueque de la implantación de la monarquía en los mismos.

Las cartas que se cambiaron después entre San Martín y Moreno demuestran que el primero no quedo nada conforme con las explicaciones del segundo.

1850
San Martín, que en 1849 había sufrido la operación de las cataratas por un eminente facultativo, conjurando a tiempo la ceguera, fue atacado por el cólera que agravo su gastritis crónica; para reponerse de estos males paso el mes de Julio de 1850 en Enghien, regresando a Boulogne en los primeros días de Agosto; el día 6 de este mes salio en carruaje, pero al regreso era tal su postración, que no pudo descender con sus propias fuerzas y debió ser tomado en brazos por sus criados y trasladado a sus habitaciones.

En la noche del 13 se sintió atacado por fuertes y agudos dolores al estomago y tomo una dosis de opio mayor que la que solía tomar en tales trances: presintiendo segu- ramente su fin, dijo a su hija con una amable sonrisa: C'EST L?ORAGE QUI MENE AU PORT.